8/7/13

Perro Boxer Los preparativos del parto

   Unos días antes, de la fecha prevista ha de prepararse una denominada caja de parto, la cual puede colocarse en un sótano, en un garaje o en una habitación que no tenga uso.
   La caja de parto se utiliza para proteger a la madre y los cachorros de las vistas y de otros elementosn perturbadores. Así, las paredes de la caja deben ser lo suficiente altas como para que los cachorros no las puedan saltar, pero a su vez deben permitir salir a la madre después de amamantar a la manada.
   Por término general, la caja de parto puede tener medio metro cuadrado de superficie y paredes de unos 30 centímetros, que serán suficientes hasta que los cachorros empiecen a trepar y el dueño tenga que aumentar la altura de las paredes. Entonces los cachorros necesitarán más espacio para moverse y se deberá asignar el doble de espacio que hasta el momento, practicado además una división en el medio de la caja que los perritos hagan sus necesidades en el sector del habitáculo donde no duermen.
   Igualmente, una capa de papel de periódicos que cubra todo el suelo servirá como material absorbente para que la superficie se mantenga cálida y seca, pero deberá cambiarse forzosamente por otra capa a diario.
   Los preparativos del parto han de realizarse con varios días de anticipación. La única prueba segura de que el instante ha llegado es un descenso de la temperatura, que al menos bajará a menos de 38ºC unas 12 horas antes del alumbramiento.
   Es preciso, por tanto, tomar la temperatura por la mañana y por la tarde por medio de un termómetro rectal, ya que en caso de que descienda, el dueño debe llevar a la parra a la caja de parto y vigilarla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada